lunes, 21 de julio de 2014

Sionismo: el impacto de la Modernidad en el pueblo judío

Ponemos a continuación un documental presentado por integrantes de las vertientes ortodoxas del judaísmo donde se exponen los orígenes del ideario sionista en sus orígenes y proyecciones históricas.

Aclaraciones previas:
  • No somos expertos en judaísmo, ni siquiera con pretensiones de serlo.
  • No nos interesan las cosas raras.
  • No nos interesa, y lo evitamos expresamente, caer en disquisiciones de trasnoche.
  • El punto es más sobre la modernidad que sobre el judaísmo
  • Nos interesa ver el paralelo entre el devenir de la ortodoxia judía, los haredim y el hasidismo, con el catolicismo tradicional frente al asedio modernista.
  • Creemos que es muy interesante para los católicos estudiar el impacto del modernismo ilustrado en el pueblo del Israel que como resultado da el sionismo laicista, secularista y paradójicamente antijudío.
  • Notamos cómo la acusación de "ultraortodoxia" o el adjetivo de "ultraconservadores", el desprecio y la marginación por parte de las vertientes reformistas o (neo) conservadoras, se replican en  paralelo  junto con la vergüenza secular por las propias raíces tradicionales.
  • Notamos que el espacio de diálogo "ecuménico" del modernismo católico con el modernismo judío, se produce en el abrazo mutuo en el laicismo secularista donde comparten la lucha por abandonar sus propias religiones. Ahí es donde se explicaría la amistad ansiosa de Jorge Bergoglio con el rabino Skorka.
Quizás sirva esto como aproximación misteriosa o intuitiva a la profecía de la salvación por los judíos, y nos trae a la memoria el asunto del Rabbí Kaduri, y el anuncio del Mesías. Ese parecería ser el único diálogo ecuménico posible, y de hecho lo es. 
Este asunto también nos recuerda, en la lejanía, el encuentro de San Pio X con Theodor Hertzl y en la cercanía los sucesos de la visita del Papa Francisco a Tierra Santa con su sorprendente homenaje al creador del sionismo, seguramente producto del atropello, la sobreactuación y la ignorancia propias de estos días.

El subtitulado tiene algunos errores (especialmente de ortografía), pero es sumamente interesante. 
Si se hace un tanto tedioso por lo extenso (la introducción es tal vez un poco repetitiva), una vez comprendido el punto, saltar hasta el min. 53:22, que es la actualidad.

Que sea de provecho:

Theodor Herzl y El Sionismo from videoclubzonemovie on Vimeo.

sábado, 19 de julio de 2014

En el principio era el matrimonio

Una coleccion de ideas en una nota al margen, que transcribo aquí.

"A causa de la dureza de vuestros corazones os permitió Moises repudiar a vuestras mujeres, pero en el principio no fue así" (Mt. 19:8, trad. Straubinger)


¡Gloria al Padre y al Hijo y al Espíritu Santo! Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos

Amen

"En el principio el Verbo (Logos) era y el Verbo era junto a Dios, y el Verbo era Dios"


Tengamos cuidado. 

No profanemos las palabras. 
No profanemos el matrimonio, 
como era en el principio, ahora y siempre.

Alguien debería escribir un artículo sobre la normatividad imperativa del Principio (arkhé) donde se asienta la indisolubilidad del matrimonio, y sobre la "dureza de corazón" de la arbitrariedad positivista (sklerokardia) y el vaciamiento voluntarista del ser de las palabras.  
El capricho del "Sereis como dioses".

Sobre si la dureza de corazón puede ser fuente, causa, razón de Derecho, de la ipsa res iusta.

Sobre Mons. Straubinger, que a diferencia de otras traducciones,  mantiene brillantemente el pretérito perfecto simple "fue" (fuit) en Mateo 19 para mostrar la abolición legal positiva de lo justo, y lo distingue del pretérito imperfecto "era" (erat), que decimos en el Gloria y leemos en el Prólogo, efusión de la integridad de lo Eterno. 

Sobre el Amor de Cristo por la Iglesia...que era en el principio, y sobre el que jamás se podrá decir que "ya fue".






 Alicia y su encuentro con el Cardenal Humpty Dumpty


video
 
--(...) Ya ves. ¡Te has cubierto de gloria!
 --No sé qué es lo que quiere decir con eso de la «gloria» --observó Alicia.
Humpty Dumpty sonrió despectivamente.
--Pues claro que no..., y no lo sabrás hasta que te lo diga yo. Quiere decir que «ahí te he dado con un argumento que te ha dejado bien aplastada».
--Pero «gloria» no significa «un argumento que deja bien aplastado» --objetó Alicia.
Cuando yo uso una palabra --insistió Humpty Dumpty con un tono de voz más bien desdeñoso-- quiere decir lo que yo quiero que diga..., ni más ni menos.
--La cuestión --insistió Alicia-- es si se puede hacer que las palabras signifiquen tantas cosas diferentes.
--La cuestión --zanjó Humpty Dumpty-- es saber quién es el que manda..., eso es todo.



jueves, 17 de julio de 2014

Camino al Sínodo. La bandera gay ya flamea en los sitios oficiales del Vaticano

Actualización: Los responsables de Radio Vaticano retiraron la foto del artículo sobre los aberrosexuales. De todos modos, el artículo continúa, los responsables también y el obispo Ackermann, también. 

Artículo de Radio Vaticano, en su versión en alemán.

 Versión al inglés en The Eponymous Flower



El artículo en castellano: 
La homosexualidad no debe ser "curada"
El Obispo de Trier, Stephan Ackermann ofrece una mirada crítica sobre la cura de la homosexualidad. "Para este tipo de iniciativas, no hay respaldo oficial de la Iglesia", dijo Ackermann en la noche del miércoles en Saarbrücken.

Recientemente, el periódico "Die Zeit" había reportado acerca de los médicos que hacen publicidad con el fin de cambiar la tendencia sexual aplicando  sus consejos estrictamente en algunos círculos cristianos. 
Ackermann se dirigió a la Asociación de Lesbianas y Gays (LSVD) un debate organizado públicamente en Sarre, a la que asistieron y participaron alrededor de 100 personas. La reunión de dos horas fue la primera de su tipo en Alemania. En una escala menor, discusiones similares habían tenido lugar con los representantes de los gays y las lesbianas, por ejemplo, en la diócesis de Essen y Alemania antes de la visita del Papa Benedicto XVI. que tuvo lugar en 2011 en la Arquidiócesis de Berlín.


La Ley de Empleo para Iglesia
La reunión en Saarbrücken formuló preguntas sobre la visión de la Iglesia acerca de la sexualidad y el empleo dentro de la Iglesia. Un tema fue el de las denominadas "obligaciones de fidelidad". De este modo, los empleados en el ministerio eclesiástico, que viven en un matrimonio gay y quieren darse de alta según  la ley de sociedades, enfrentan el despido. La LSVD  llama la "Apelación Saarbrücken" a la intervencion de Ackerman al declarar públicamente que "en su diócesis, los empleados de la Iglesia Católica ya no necesitan preocuparse sobre su empleo si entran en una unión registrada." Esto debería aplicarse al menos a los "no profesan ninguna fe," [Si no están oficialmente registrados como católicos para los propósitos de la legislación alemana y de impuestos del Estado] como médicos y enfermeras en los hospitales católicos.

Ackermann pidió la comprensión de que las obligaciones de fidelidad a la Iglesia como institución son importantes. Al mismo tiempo, reconoció que en algunas zonas hay una "tensión", "que no es buena". "En la actualidad, los obispos deben un debate en profundidad sobre cómo los deberes de fidelidad deberían ser concebido en el futuro". La audiencia en Saarbrücken saludó al Obispo de Trier como "honesto". Él quería ser una "presencia para escuchar" y contribuir a la comprensión mutua sobre cuestiones controvertidas. Los organizadores destacaron que serviría para construir puentes y para participar en la conversación con los demás. "En ese camino, el camino del diálogo [Destrucción de la doctrina católica y de la práctica católica entre los fieles laicos] sigue abierto"

trad. del artículo en Inglés de J.

Sobre la muerte y el proceso de beatificación del obispo Angelelli

Quizás Dios permita estas cosas para que abandonemos los aspectos patológicos del clericalismo.


La mentira del asesinato de Angelelli - 

José Fernando Ares


Ante la farsa del supuesto “asesinato” del obispo montonero Angelelli, conviene recordar este artículo del año 2005, cuando “el Furia” tiraba línea sobre este caso.


Los hechos y su carátula

El día 4 de agosto de 1976, a la altura del Km 1.058 de la Ruta Nacional 38, en cercanías de la localidad de Punta de los Llanos, en la Provincia de la Rioja, como consecuencia del vuelco de la camioneta marca Fiat 125, tipo multicarga, chapa patente F 007968, propiedad del Obispado de La Rioja, fallece Monseñor Enrique Ángel Angelelli y se lesiona el Vicario-cura Arturo Aldo Pinto.

Socorrido el supérstite y apersonado un contingente policial provincial de inmediato, se instruye el sumario Nº 5090-6 que determina que lo ocurrido fue un accidente. A fojas 21 y siguientes de dicho sumario, se incluye la pericia mecánica a cargo del Perito Mecánico Ramón Antonio Soria, quien claramente señala el carácter accidental de lo ocurrido.

Con fecha 4 de agosto de 1976…, el médico forense Dr. Enzo Herrera Páez eleva el informe de las lesiones que presenta el cuerpo del occiso. Las conclusiones sumariales solamente se refieren a un accidente que tiene como hipótesis un hecho fortuito o alguna imprudencia por parte del conductor. El Juzgado de Instrucción en lo Criminal y Correccional Nº 1, a cargo del Dr. Rodolfo Nicolás Vigo, Secretaría del Dr. Elmer Raúl de la Fuente, caratuló esta causa A-2516 como “Angelelli, Monseñor Enrique Ángel s/fallecimiento”, con lo que demuestra la ausencia total de sospechas sobre otro tipo de causal del deceso. Este encuadramiento no es objetado en ningún momento por la Fiscal interviniente, Dra. Guzmán Loza, Agente Fiscal de los Ministerios en Turno.

A efectos de determinar la mecánica y las causas del accidente en forma imparcial e independiente, se recurrió a un experto en accidentes viales, quien luego de un pormenorizado y profundo análisis de todos los antecedentes y circunstancias existentes concluyó que:

1) No existen acciones de agentes externos en la producción del choque. El 5 de agosto de 1976 el diario “El Independiente” de La Rioja, periódico que se caracterizaba por el apoyo brindado a la gestión de Angelelli, y su oposición al gobierno del Proceso, en su edición Nº 6553 informa: “Falleció en un accidente Monseñor Enrique Angelelli”. Todos los comentarios y las versiones de este medio ratificaban la hipótesis del accidente, incluyendo la narración de un gomero de la Ciudad de Chamical que le habría advertido al Padre Pinto que los neumáticos de la camioneta estaban en pésimo estado y que no viajase de ese modo.

En forma extraoficial, también se comentó que de la observación de los distintos rastros del accidente los investigadores habrían llegado a la conclusión que el vehículo era conducido por el Padre Pinto, pero para no tener que iniciarle proceso por el presunto “homicidio culposo”, dado su estado de salud, no determinó quién conducía la camioneta, dejando la duda sobre quién manejaba en el momento del accidente. Jamás fue claro el testimonio del Padre Arturo Pinto, sus incoherencias las justificó en la pérdida de la memoria y el shock causado por el accidente. Luego, su conducta posterior derivó en el alejamiento de la función sacerdotal, no sabiéndose a ciencia cierta si todavía ejerce o no como sacerdote. Los inventores de la fabulación martirial de Monseñor Angelelli siempre han tratado de colocarlo en un plano de hermetismo y evitan sacarlo a la palestra en todas las oportunidades.


Los artífices del fraude

El 4 de agosto de 1983 se lleva a cabo en la ciudad de Neuquén un homenaje a Angelelli organizado por el Obispo local, Mariano Jaime de Nevares. Tiene a su izquierda a Miguel Hesayne, al fraile asaltante de regimientos Antonio Puigjané (todavía no había consumado su sangriento delito de La Tablada) y a un insólito Premio Nobel de la Paz, Adolfo Pérez Esquivel. Fue allí que el violento Puigjané lanzó por primera vez, oficiosamente, la mentira del asesinato de Angelelli. La banda de De Nevares consiguió incluso un efímero triunfo, que la justicia de Neuquén iniciara la investigación de la muerte de Angelelli; y así, sobre la base de lo denunciado por Puigjané, el 5 de agosto de 1983, se inicia en Neuquén por parte de la Defensoría del Tribunal Superior de Justicia, el sumario (Expte 22.139/83), caratulado “Acuerdo Extraordinario Nº 1992”.

Como no podía ser de otra manera, el Tribunal Superior de Justicia, se declara incompetente por razones de jurisdicción, y remite lo actuado el mismo 5 de agosto, al Superior Tribunal de Justicia de La Rioja. El 19 de julio de 1986 se inicia en el Juzgado Criminal y Correccional de Primera Instancia Nº 1 de La Rioja, a cargo del Dr. Aldo Fermín Morales el Expediente 23.350/86, caratulado “N.N., Homicidio Calificado y Tentativa de Homicidio Calificado”, donde se toma declaración a falsos testigos como posteriormente se demuestra, en la Cámara Federal de Córdoba, que imputaron en sus declaraciones a personal militar, objetivo final y cantado de la maniobra. El “juez” Morales decide que Angelelli fue víctima de un homicidio premeditado y eleva la causa.


La valiente actitud de Monseñor Witte

Ante el curso que tomaba esta maniobra judicial fraudulenta, Monseñor Bernardo Witte, Obispo de La Rioja, hizo importantes declaraciones en 1988, ya en plena época de cacería alfonsinista contra las Fuerzas Armadas. El 29 de julio de 1988, el diario “La Prensa”, publica su declaración, en la que afirma, en referencia al dictamen elaborado en 1986 por el Juez de La Rioja: “Nos sorprendimos de que la misteriosa muerte de Monseñor Angelelli, haya sido caratulada de asesinato sin que se tengan las pruebas suficientes”. “En la causa se incluyó a militares sin suficientes pruebas, y luego éstos recibieron los beneficios de las leyes de punto final y obediencia debida, sin que se pudieran defender”. No contento con estas declaraciones en defensa de la verdad, el Obispo realizó un hecho de inestimable valor procesal: el 27 de septiembre de 1988, ante la negativa del Juez Morales de tomarle declaración testimonial, el único testigo presencial del accidente que sufrió el Obispo se presenta por tercera vez en el Obispado de La Rioja y relata con lujo de detalles como vio lo ocurrido, en razón de encontrarse encaramado en un poste de la línea de alta tensión que une la localidad de Patquía con Chamical, efectuando la reparación de la misma.

“Manifiesta que aproximadamente en el Km. 1057 de la Ruta Nac. Nº 38, la camioneta se desvía de la ruta hacia la derecha sin disminuir la velocidad recorriendo más de cien metros con las dos ruedas derechas sobre la banquina, alejándose del centro de la ruta, hasta que en determinado momento el conductor en una brusca maniobra, como si se despertara, trata de volver al centro de la ruta, oportunidad que escucha el reventón de la cubierta, ve un giro hacia la izquierda, apertura de la puerta derecha, expulsión de un cuerpo vestido de negro, y posterior vuelco en dirección a la banquina opuesta, donde el vehículo queda de costado en dirección opuesta a la que venía”. “Que la persona que acompaña al conductor es la que queda tirada en el suelo. El que conducía permanece en el vehículo hasta que el mismo termina su recorrido”. “Que en el momento del accidente no se encontraba  ningún otro vehículo sobre la ruta, ni tampoco circulando por la misma”. “Que en agosto de 1986 en el Obispado y por indicación dle Sr. Obispo ya relató lo mismo al Juez Morales y quedó a la espera de ser citado al Juzgado para ratificar lo expresado, lo que nunca ocurrió”. “Que posteriormente a la entrevista recibió ofertas de dinero para no decir lo que sabía y amenazas si llegaba a hablar”. “Que el 18 de agosto recibió la última llamada en que le ofrecen 50.000 dólares”. “Que la presente declaración la realiza por entera voluntad y en el temor de que se cometa un atentado para evitar que pueda declarar ante el Juez que instruye la causa”.

Monseñor Bernardo Witte certifica al pie que lo expresado ha sido firmado en su presencia con total voluntad del declarante. Procediéndose posteriormente a depositar lo relatado en una Escribanía en hoja de actuación notarial Nº 0.266.666, para resguardo de la persona, en calidad de depósito con instrucción de que sea entregado el sobre con membrete del Obispado de La Rioja, que contiene lo declarado, debidamente refrendado a la autoridad competente en caso de muerte, incapacidad o desaparición del exponente.


La Cámara Federal de Córdoba desbarata la impostura

Era muy grosero el fallo de Morales como para subsistir, tanto como las mentiras de los profetas del odio. Así que recibidas sus actuaciones por la Cámara Federal de Apelaciones de Córdoba, ésta se aboca con total responsabilidad y dedicación a investigar si el Obispo de La Rioja, murió como consecuencia de un accidente automovilístico, o si fue víctima de un atentado criminal, puntualizando que los pasos dados en procura de averiguar la verdad del hecho, se realizan en base a tesis, a las informaciones recabadas y a los antecedentes en su poder.

El 14 de marzo de 1989, el Fiscal Federal Luis Roberto Rueda, al contestar vista de la causa a la Cámara Federal de Córdoba, en un pormenorizado informe refiriéndose a la resolución del Juez Riojano, expresa: “Por las razones precedentes, considera este ministerio que no es correcta la declaración judicial relacionada en tanto afirma que la muerte del Obispo fue a causa de un homicidio, pues resulta débil la objetividad probatoria en que se sustenta el razonamiento”.

El 20 de abril de 1990 la Cámara Federal de Apelaciones de Córdoba en su resolución expresa: “La Corte Suprema de Justicia de la Nación atribuyó a esta Cámara Federal la responsabilidad jurídica de conocer e investigar la verdad respecto del hecho que costara la vida de Monseñor Enrique Angelelli. A tales fines se practicaron numerosas medidas tendientes a esclarecer su muerte, algunas de ellas totalmente nuevas, productos de la investigación realizada por el Tribunal […] No obstante lo expuesto y todo lo actuado en autos, resulta imposible poder asegurar que el hecho haya sido consecuencia de un accionar doloso. Está probado que la muerte se produjo a causa del accidente, pero a esta altura de la investigación, que se considera agotada, no hay elementos suficientes que permitan afirmar que el accidente haya sido efectivamente provocado. Por lo expuesto, en virtud de las medidas instructorias practicadas y demás consideraciones efectuadas, y atento que los medios de justificación acumulados no son suficientes para demostrar la perpetración del delito, en concordancia con lo dictaminado por el Señor Fiscal de Cámara, este Tribunal estima pertinente dictar el sobreseimiento provisional de la presente causa”.


La lamentable omisión de la Cámara

Lamentablemente, la Cámara no toma bajo su responsabilidad, ni ordena el esclarecimiento de las motivaciones que llevaron a la formulación de falsas denuncias que oportunamente realizaron Monseñor De Nevares y Fray Antonio Puigjané en 1983, como así también la connivencia de otras personas que intervinieron en el proceso, como por ejemplo el Padre Pinto, Armando Torralba, Mona Moncalvillo, Monseñor Novak, Monseñor Hesayne y otros, quienes a través de una hábil campaña publicitaria y acciones jurídicas facilitadas por la conducta atípica del Juez de La Rioja Dr. Morales, ofrecieron una visión de la muerte de Angelelli carente de seriedad, tendenciosa y con marcados fines ideológicos.

Se había desbaratado un fraude judicial, pero insólitamente no había culpables, las responsabilidades se esfumaban, la evidentemente intencionalidad de calumniar e injuriar a miembros de las Fuerzas Armadas, operativo que además el castrocomunismo venía desarrollando en todo el continente, en consonancia con su objetivo de infiltrarse en la Iglesia, no fue sancionada como correspondía.


Kirchner oficializa la mentira

Se podrían derramar torrentes de tinta contando las andanzas de ese siniestro personaje llamado Puigjané. Recordemos lo que todo el mundo sabe: que participó del demencial asalto al Regimiento de La Tablada, el cual le costó la vida a cuarenta personas, mientras otras sufrieron horribles mutilaciones, como el Comisario Re, que perdió ambas piernas, o el Teniente Coronel Nani, con la pérdida de un ojo. Y bien, Puigjané, secuaz de Angelelli, como lo fue también del múltiple homicida Gorriarán Merlo, fue el gran alimentador de la teoría del asesinato de Angelelli.

Hoy, esta impostura marxista, ha sido oficializada por el Presidente Kirchner, quien –en un verdadero festival del clero y del laicado tercermundista– homenajeó públicamente al Obispo Angelelli el último 4 de agosto [de 2005], declarándolo víctima de un asesinato perpetrado por las Fuerzas Armadas.

Ya antes, en su estada en Roma, con ocasión de la asunción del Papa Benedicto XVI, Kirchner había homenajeado a los agentes de la subversión marxista que actuaron dentro de la Congregación de los Palotinos, hecho sobre el que ya informamos en su momento (cfr. “Cabildo”, nº 46, mayo de 2005, pág. 8).

Parece un chiste de mal gusto, pero sólo le falta canonizar a San Tucho.

De los amigos de Movimiento Nacional



Revista El Descamisado Nro. 27
Noviembre, 1973
(ver abajo, Pag Nro.12)

Revista de los terroristas Montoneros, El Descamisado Nro 27,
Noviembre 1973
Ver Pág Nro 12 y Contexto.

miércoles, 16 de julio de 2014

La primera entrevista con Scalfari otra vez en el sitio oficial del Vaticano

Actualización: El reportaje ya fue retirado nuevamente. En fin...cada cuál podrá concluír lo que guste sobe la situación interna en Roma.

Aquí

  • "El proselitismo es una solemne tontería, no tiene sentido"
  •  "Usted, Santidad, ya lo había escrito en la carta que me dirigió. La conciencia es autónoma, dijo, y cada uno debe obedecer a la propia conciencia. Pienso que ese es uno de los pasajes más valientes dichos por un Papa.
    «Y aquí lo repito. Cada uno tiene su idea del Bien y del Mal y debe elegir seguir el Bien y combatir el Mal como él los concibe. Bastaría esto para mejorar el mundo".
  • La teología de la liberación, que el Papa Wojtyla excomulgó, estaba bastante presente en América Latina.
    «Sí, muchos de sus exponentes eran argentinos».
    ¿Usted piensa que fue justo que el Papa los combatiera?
    «Ciertamente daban una consecución política a su teología, pero muchos de ellos eran creyentes y con un alto concepto de humanidad».
  • "...yo creo en Dios. No en un Dios católico, no existe un Dios católico, existe Dios"

Cualquiera podrá decir, tal como ya se dijo, que lo sacaron de contexto. La pregunta sería si hay un contexto, y sobre todo si ese contexto es católico. Si es el contexto católico, o si es el contexto gnóstico.
Si es el contexto de un Papa, o si es el contexto de Scalfari. La única forma verdadera de romper esa dialéctica es con la Verdad. Afirmando que la Verdad existe, es comunicable y debe ser comunicada. La otra, es intentar una táctica oblicua y jesuítica, eludir las definiciones y seguir el escabroso camino de la praxis sin doctrina.

Me pregunto cómo va a volver a explicar Mons. Lombardi esta sorprendente reaparición. Supongo que como siempre, de cualquier manera. Que para eso es jesuita.

Dios nos libre de esta gente malvada.

lunes, 14 de julio de 2014

El P. Julio Meinvielle y la Iglesia de la Promesa

Por si alguno no lo conocía, dejamos aquí este conocido texto del P. Julio Meinvielle. 
Profético. 
Y nos despedimos por algún tiempo.



"Cómo se hayan de cumplir, en esta edad cabalística, las promesas de asistencia del Divino Espíritu a la Iglesia y cómo se haya de verificar el portae inferi non prevalebunt, las puertas del infierno no han de prevalecer, no cabe en la mente humana. Pero así como la Iglesia comenzó siendo una semilla pequeñísima (Mt., 13, 32.), y se hizo árbol y árbol frondoso, así puede reducirse en su frondosidad y tener una realidad mucha más modesta. Sabemos que el mysterium iniquitatis ya está obrando (2 Tes., 2, 7); pero no sabemos los límites de su poder. Sin embargo, no hay dificultad en admitir que la Iglesia de la publicidad pueda ser ganada por el enemigo y convertirse de Iglesia Católica en Iglesia gnóstica. Puede haber dos Iglesias, la una la de la publicidad, Iglesia magnificada en la propaganda, con obispos, sacerdotes y teólogos publicitados, y aún con un Pontífice de actitudes ambiguas; y otra, Iglesia del silencio, con un Papa fiel a Jesucristo en su enseñanza y con algunos sacerdotes, obispos y fieles que le sean adictos, esparcidos como “pusillus grex” por toda la tierra. Esta segunda sería la Iglesia de las promesas, y no aquella primera, que pudiera defeccionar. 
Un mismo Papa presidiría ambas Iglesias, que aparente y exteriormente no sería sino una. El Papa, con sus actitudes ambiguas, daría pie para mantener el equívoco. Porque, por una parte, profesando una doctrina intachable sería cabeza de la Iglesia de las Promesas. Por otra parte., produciendo hechos equívocos y aún reprobables, aparecería como alentando la subversión y manteniendo la Iglesia gnóstica de la Publicidad. La eclesiología no ha estudiado suficientemente la posibilidad de una hipótesis como la que aquí proponernos. Pero si se piensa bien, la Promesa de Asistencia de la Iglesia se reduce a una Asistencia que impida al error introducirse en la Cátedra Romana y en la misma Iglesia, y además que la Iglesia no desaparezca ni sea destruida por sus enemigos (Las promesas están contenidas de modo particular en: Mt., 16, 13-20; 28, 1820; Juan, 14, 16-26.) Ninguno de los aspectos de esta hipótesis que aquí se propone queda invalidado por las promesas consignadas en los distintos lugares del Evangelio. Al contrario, ambas hipótesis cobran verosimilitud si se tienen en cuenta los pasajes escriturarios que se refieren a la defección de la fe. Esta defección, que será total, tendrá que coincidir con la perseverancia de la Iglesia hasta el fin. Dice el Señor en el Evangelio: “Pero cuando venga el Hijo del Hombre, ¿encontrará fe en la tierra?” (Lc., 18, 8). San Pablo (II Carta a los cristianos de Tesalónica, 2, 3.)  llama apostasía universal a esta defección de la fe, que ha de coincidir con la manifestación del “hombre de la iniquidad, del hijo de la perdición”.
Y esta apostasía universal es la secularización o ateización total de la vida pública y privada en la que está en camino el mundo actual.La única alternativa al Anticristo será Cristo, quien lo disolverá con el aliento de su boca. Cristo cumplirá entonces el acto final de liberar a la Historia. El hombre no quedará alienado bajo el inicuo. Pero no está anunciado que Cristo salvará a muchedumbre. Salvará sí a su Iglesia, “pusillus grex” (Lc.,2,32), rebañito pequeño, a quien el Padre se ha complacido en darle el Reino”." (De la cábala al progresismo,
1970)













domingo, 13 de julio de 2014

Kyrie Eleison

L
uego del Introito, sigue el Kyrie, que en la Misa Solemne es dicho del mismo lado del Altar en que el Introito fue leído. El Sacerdote es acompañado por sus Ministros, que no se aproximarán al centro del Altar hasta que él mismo lo haya hecho, hasta ese momento permanecerán detrás suyo, en los escalones. En la Misa Rezada, el sacerdote dice el Kyrie en el medio. Esta oración es un clamor de súplica, a través del cual la Iglesia implora la misericordia de la Santísima Trinidad. Las primeras tres invocaciones se dirigen al Padre, que es el Señor: Kyrie, eleison; (Señor, ten piedad). Las siguientes tres se dirigen a Cristo, Christe, eleison. Las últimas tres se dirigen al Espíritu Santo, que es Señor junto con el Padre y el Hijo; por lo tanto nos dirigimos a Él así: Kyrie, eleison. El Hijo es también igualmente Señor, junto con el Padre y el Espíritu Santo, pero la Santa Iglesia aquí le da el título de Cristo, por la relación que esta palabra presenta con la Encarnación.
El Coro también eleva las mismas nueve invocaciones, y las canta. Anteriormente era de práctica en muchas Iglesias particulares intercalar las invocaciones con palabras que eran cantadas con la misma melodía, tal como lo vemos en algunos antiguos Misales.  La  Misa de San Pío V extinguió casi enteramente estas formas de Kyrie, llamadas a causa de estos agregados populares, Farsati, (en Francés, farcis, relleno). Cuando el Papa celebra una Misa Solemne, el cántico del Kyrie es continuado durante el homenaje que se le da en su trono, pero es una excepción. Las tres invocaciones, cada una repetida tres veces (tal como es de práctica actualmente) nos remiten de nuestra unión, aquí debajo, con los nueve coros de Ángeles que cantan en el cielo la gloria del Altísimo. Esta unión  nos prepara para unirnos a ellos en el Himno que vendrá, el que nos es traído por estos benditos espíritus, aquí a nuestra tierra.
                                                Dom Prosper Guéranger, La Explicación de la Misa


Kyrie Eleison s. VI

Misa de Navidad.
Ensemble Organum, Director: Marcel Peres
Album: "Chant de l'Eglise de Rome (VIe - XIIIe Siècles)"






Kyrie - Misa de la Natividad de la Virgen

Organum Temprano (École De Notre-Dame)
Ensemble Organum, Director: Marcel Peres






Kyrie Orbis Factor, del Gradual de Leonor de Bretaña, S. XIII 

 1. Orbis factor 
rex aeterne, eleison. Kyrie Eleison
2. Pietatis fons immense, eleison. Kyrie Eleison
3. Noxas omnes nostras pelle, eleison. Kyrie Eleison
4. Christe qui lux es mundi dator vitae, eleison. Christe Eleison
5. Arte laesos daemonis intuere, eleison. Christe Eleison
6. Conservans te credentes confirmansque, eleison. Christe Eleison
7. Patrem tuum teque flamen utrorumque, eleison. Kyrie Eleison
8. Deum scimus unum atque trinum esse, eleison. Kyrie Eleison
9. Clemens nobis adsis paraclite ut vivamus in te, eleison. Kyrie Eleison







Kyrie VIII de la Missa VIII de Angelis
Schola Gregoriana Mediolanensis
(Más Gloria, Sanctus y Agnus Dei):




sábado, 12 de julio de 2014

El Proceso de Beatificación Nacional y Popular


Ya va siendo un tiempo en que no sé qué decir.

Así que aquí va un reportaje a Mons. Colombo, sucesor del obispo Montonero. 
Alguna vez, como soldado,  debí limpiar las letrinas del cuartel, donde encontré montañas de Obispos como Monseñor Colombo. Si no ha pasado por esa experiencia, no lea el reportaje.